CUESTIONES PRÁCTICAS DE FAMILIA

¿ Separarse o Divorciarse?

La decisión es suya. Cuando una pareja está viviendo una crisis matrimonial, y ha tomado la decisión de no seguir adelante con su matrimonio. Lo primero que tiene que pensar es si quiere separarse o divorciarse.

Los efectos son los mismos se opte por la separación o por el divocio. A saber:

  • ¿Quién se quedará con los niños o  prefiero optar por un reparto de tiempos? (GUARDIA Y CUSTODIA)
  • ¿Cuándo podrá mi pareja ver a los niños? (RÉGIMEN DE VISITAS)
  • ¿Quién se queda en la vivienda familiar?(ATRIBUCIÓN DEL USO DE LA VIVIENDA FAMILIAR)
  • ¿Cuánto dinero tengo que darle a mi pareja para  los niños? (PENSIÓN ALIMENTICIA)
  • ¿Tengo que darle algún dinero a mi pareja? (PENSIÓN COMPENSATORIA)

Entonces, ¿cuál es la diferencia? La diferencia se haya en el vínculo matrimonial. Con la separación, el vínculo matrimonial no desaparece.  No va a poder casarse de nuevo. Con el divorcio, se produce la disolución del vínculo. Por tanto, podrá volver a casarse.

Como le indicaba anteriormente la decisión es suya.  Quizás antes de tomar una decisión, deba saber  que  resulta más económico para ud ir directamente al divorcio.

                                                                                                                      MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿De mutuo acuerdo o contencioso?

Sin duda alguna, de mutuo acuerdo. Tanto la separación como el divorcio pueden ser de mutuo acuerdo o contencioso.

Si opta por el mutuo acuerdo, significa que ud y su pareja han decidido ponerse de acuerdo en la forma de regular su separación o su divorcio.  Por tanto, son uds, con el asesoramiento de su/s abogado/s, los que determinen quién se quedará con la guardia y custodia, qué régimen de visitas tendrá el cónyuge no custodio, a quién se le atribuye el uso del domicilio conyugal, si procede o no fijar una pensión compensatoria para el otro cónyuge, cómo se reparten los bienes gananciales, y su/s abogado/s recogerán esos acuerdos en una propuesta de convenio regulador y los llevarán al juez para su ratificación ante el mismo.

Si esto no fuera posible solo le queda optar por la vía contenciosa, es decir, por  acudir a los juzgados para que sea el juez quien determine a quien se le concede la guardia y custodia, cómo será el régimen de visitas, a quién se le atribuye el uso del domicilio conyugal, si le corresponde o no al otro cónyuge una pensión compensatoria.

En ambos caso es obligatoria la intervención del procurador y del letrado. La diferencia es que en el contencioso necesariamente tendrán abogados y procuradores distintos. Esto no tiene porque ser así en el mutuo acuerdo, lo cual abarata bastante los costes.

Si puede, agote todas las vías posibles antes de llegar al contencioso, ganará en dinero y ganará en salud.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Puedo separarme y/o divorciarme ante Notario?

Desde finales de Julio de 2015 es posible separarse y/o divorciarse ante Notario, siempre que:

  • Hayan pasado tres meses desde la celebración del matrimonio (requisito que se exige igualmente en caso de separación o divorcio judicial).
  • No haya hijos menores de edad o con capacidad modificada judicialmente que dependan de sus progenitores.

                              MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Es obligatoria la intervención de un abogado si me separo/divorcio ante Notario?

La ley impide que los cónyuges de común acuerdo acudan al Notario a divorciarse sin la asistencia de abogado, al igual que ocurre con las separación y/o divorcio judicial.

El motivo parece evidente, el Notario ha de asesorar imparcialmente a la pareja. Corresponde al abogado defender los intereses de su cliente, que no tienen porque ser los mismos que los del otro cónyuge. De ahí la conveniencia de que cada cónyuge acuda asesorado por su letrado, salvo que ambos confíen en el mismo letrado, en cuyo caso podrán acudir asesorados por el mismo.

Sabemos que esto supone un encarecimiento de los costes, pero no frente al procedimiento judicial, y son evidentes los beneficios que suponen para la pareja el que dispongan de un buen asesoramiento legal.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Los efectos son los mismos en la separación y/o divorcio notarial que en la separación y/o divorcio judicial?

Sí,  los efectos son los mismos. A saber:

  • En el caso del divorcio se extingue el vínculo matrimonial, con lo cual puede volver a casarse. Recuerde, que en el caso de la separación, no es así.
  • Cesa la obligación y la presunción de convivencia de los cónyuges.
  • Se extingue el régimen económico del matrimonio.
  • Quedan revocados todos los consentimientos y poderes que uno de los cónyuges hubiera concedido al otro.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Se pueden modificar las medidas definitivas adoptadas en una Sentencia de separación o de divorcio?

La respuesta es SÍ. Dependerá de que hayan variado las circunstancias que se tuvieron en su día en cuenta para adoptar las medidas definitivas. Los requisitos que deben cumplirse para que sea procedente la acción de modificación de medidas son los que siguen:

  • Que los hechos en los que se base la demanda se hayan producido con posterioridad al dictado de la sentencia que fijó las medidas.
  • Que la variación o el cambio de circunstancia tenga relevancia y entidad suficiente para justificar la modificación pretendida.
  • Que el cambio de circunstancias sea permanente o al menos que no obedezca a una situación de carácter transitorio.
  • Que se consiga acreditar ese cambio de circunstancias.

El procedimiento de modificación de medidas puede ser también de mutuo acuerdo o contencioso. Lo ideal sería que fuese de mutuo acuerdo. Y puede afectar a cualquiera de las medidas definitivas que recoja la sentencia.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Y en el caso de las medidas adoptadas en el convenio aprobado ante Notario?

En principio, también, pero para modificar el convenio es nuevamente obligatoria la asistencia de Abogado y deberá celebrarse en la misma Notaría en la que se celebró el divorcio. Si no hay acuerdo, tendrá que acudir a los tribunales

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Puedo utilizar la mediación para obtener la separación y/o divorcio?

La mediación es un modo de resolución de conflictos complementaria a la tradicional –judicial-, en la que los protagonistas son uds. ¿Qué significa esto?

Que en mediación se tratarán aquellos puntos que uds quieran tratar: quién se queda con los niños o si prefieren que haya un reparto equitativo de tiempo, qué hacer con la vivienda familiar, si se fija una pensión alimenticia a favor de los niños, qué hacer con los gastos extraordinarios de los niños, si se fija una pensión compensatoria a favor del miembro de la pareja al que la ruptura de la pareja le produce un desequilibrio económico importante, cómo repartir los bienes que tienen en común, …

Los acuerdos a los que lleguen se recogerán en un acta final, que deberá ser llevada a un abogado para que le dé forma de convenio regulador, y lo presente como una separación/ divorcio o medidas paterno-filiales de mutuo acuerdo, pues sólo de esta forma podrán:

  • Obtener la separación y/o el divorcio.
  • Que los acuerdos sean ejecutivos. Es decir, que ambos cónyuges o miembros de la pareja tengan la certeza que si algún día uno no cumple, el otro puede exigir su cumplimiento. Aunque nuestra experiencia nos demuestra, que el 90% de  los acuerdos que se alcanzan en mediación se cumplen voluntariamente, precisamente porque son fruto de la voluntad y no de la imposición de un tercero, pero  lo más importante, es que cuando haya una variación de las circunstancias, en un porcentaje elevado de casos les va a permitir que sean uds quienes tengan la capacidad para buscar la solución más adecuada.
  • Tener la garantía que los acuerdos que afectan a los menores son beneficiosos para los menores, pues pasan el filtro del  Ministerio Fiscal.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Cuáles son los beneficios de la mediación en los procedimientos de familia (separación, divorcio, modificación de medidas, medidas paterno filiales, liquidación de gananciales, …?

  • Es un procedimiento rápido. Suele durar entre 5 y 8 sesiones.
  • Los gastos son menores que los litigios o arbitrajes. Aunque, es necesaria la intervención de letrado y procurador para obtener la separación y o el divorcio, si hay menores.
  • Uds son los protagonistas. Los que deciden qué temas quieren tratar y son los que van a trabajar con la ayuda del mediador en la búsqueda de la solución que más se adapte a sus necesidades
  • Permite el manejo de la situación y el control del resultado por su parte.
  • Facilita las relaciones futuras  que necesariamente van a subsistir si hay hijos y previene conflictos más profundos.
  • No hay un ganador y un perdedor, los dos ganan.
  • Todo el procedimiento es voluntario. Uds deciden no sólo si inician la mediación sino si quieren continuar con ella y si quieren alcanzar un acuerdo. En cualquier momento, pueden parar la mediación e ir a la vía judicial.
  • Es un procedimiento privado y confidencial. Lo que se diga en la mediación, queda en la sala de mediación

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

Estoy separado, estoy divorciado ¿Quién tiene que recoger al niño? ¿Tiene que ser necesariamente el padre o madre?  

El Tribunal Supremo ha dictado una sentencia en la que, confirmando otra dictada en un proceso de divorcio por el Juzgado de Primera Instancia nº 3 de Santa Fe (Granada), reconoce que el hijo en común de un matrimonio puede ser recogido en el domicilio materno “bien por el padre, bien por cualquier familiar autorizado por éste para ello”.

Por tanto, teniendo en cuenta que cada vez tenemos más problemas en los trabajos para poder salir antes, para recoger a nuestros hijos, nada impide que los recoja por nosotros una familiar autorizado por éste o incluso un amigo de la familia y con el que el niño se sienta a gusto. De todas formas, si queremos evitar problemas, nada impide que podamos regular detalladamente las condiciones de las visitas, incluyendo quién puede recoger al niño, pues así evitaremos discusiones y conflictos posteriores.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

¿Hasta cuándo voy a tener que seguir pagando la pensión alimenticia?   

A pesar del incremento de divorcios, y de que cada vez más personas  pagan  una pensión alimenticia a favor de sus hijos, lo curioso es que todavía son muchas las personas que se sorprenden cuando sus abogados les informan de que la pensión alimenticia no finaliza con la mayoría de edad de los hijos.

 Nuestro  ordenamiento  jurídico no establece ninguna edad a partir de la cual se extinga automáticamente la pensión alimenticia. Es más,  los tribunales han extendido la obligación de mantener dicha pensión “hasta que el hijo alcance su independencia económica”. Pero, ¿Cuándo podemos considerar que nuestros hijos son independientes económicamente? Teniendo en cuenta la remisión que el art 93.2 del Código Civil hace al art 142 Código Civil,  cuando los hijos se hayan incorporado al mercado laboral.

 Ahora bien, teniendo en cuenta la situación de crisis que estamos viviendo, y la situación de nuestro mercado laboral ¿hasta cuándo el cónyuge no custodio está obligado a pagar la pensión alimenticia? ¿indefinidamente? La mayoría de la jurisprudencia viene diciendo que  dejará de abonarse la  pensión alimenticia cuando se haya demostrado que el hijo está en disposición de procurarse por sí mismo medios de vida. Es decir, habrá periodos en los que trabaje y otros en los que perciba el desempleo e, incluso, algunos en los que no tenga ningún tipo de ingresos, pero si no estudia y ya ha desarrollado algún tipo de trabajo anteriormente,  será causa suficiente de extinción de la pensión.

 Y ¿qué ocurre con la generación “nini”?.  Pues bien, la obligación alimenticia que tienen los padres frente a sus hijos está condicionada a que la falta de recursos económicos por parte del hijo no provenga de una causa imputable al mismo por lo que, cuando el hijo no quiere estudiar,  ni buscar trabajo,  la pensión debe extinguirse.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

Normativa Europea a un click     

     El Consejo defoto europa los Notariados de la Unión Europea (CNUE) pone a disposición información sobre el Derecho matrimonial vigente en los 27 países miembros de la Unión Europea, a través del  portal

http://www.coupleseurope.eu

     Se  trata  sobre todo de un portal enfocado a resolver las dudas de todas aquellas parejas formadas por cónyuges de diferentes países, dada la actual dificultad que existe para que conozcan que jurisdicción les es competente y por tanto que legislación aplicable en sus situaciones personales o patrimoniales.

      El objetivo de esta web, recogida en 21 idiomas (entre ellos, por supuesto, el español) es  facilitar el conocimiento de la normativa que afecta a las parejas europeas.

MARÍA JESÚS FERREIRO VIÑA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *